Kenor. Electrónica geo-abstracta

Posted on
Por Bill Jiménez

Cuerpos estacionarios que, cerveza en mano, socializan; una improvisada barra que divide la tienda Montana de su galería adyacente y música electrónica pinchada en directo: Una inauguración tan contemporánea como las obras presentadas, dos series de cuadros y varias videoproyecciones de Kenor, artista barcelonés y grafitero mítico de finales de los ochenta. De raíces sevillanas y artísticas (su padre era fotógrafo y pintor), puede decirse que lleva el arte en la sangre y que, como buen artista urbano, la ha sudado en las calles, desarrollando un estilo que, veinte años después, posee un discurso pictórico que en ningún momento pierde la frescura del grafiti. Como la mayoría de artistas callejeros de su generación,  ha sabido transformar los espráis en un arte capaz de robarle terreno comercial al lienzo contemporáneo, si es existe esa diferencia que, defendida por algunos puristas, evita  la presencia regular de este tipo de producciones en terrenos museísticos de este país.

Volviendo a Kenor, el que visite Electrónica geo-abstracta (del 15/10 al 8/11) encontrará una producción efectiva, esmerada y con unos recursos a los que te puedes acostumbrar fácilmente, algo que pone en peligro la individualidad de cada obra, obligando a verlas necesariamente como un conjunto. Porque una de las herramientas de Kenor, aparte de la claridad e inteligencia con la que usa el color, es la reiteración, esa intrincada geometría convertida en un esqueleto tridimensional que sostiene cada uno de sus lienzos, una herencia abstracta que se defiende por igual el retrato y el paisaje y cuyo único elemento diferenciador son sus fondos, blancos o negros, una dualidad diurno/nocturna que en la sala han aprovechado para alzar un telón invisible que genera la ilusión óptica de estar en dos ámbitos separados.

Como cierre, destacan una serie de videos, en especial un falso caleidoscopio creado a partir de imágenes que aparecen progresivamente, y un corto que mezcla realidad y animación fotográfica , en donde el artista combate desnudo contra una de sus creaciones, la clásica batalla cuyo resultado sólo decidirá con el tiempo.

Por Bill Jiménez

Enlace: Kenor | Montana Gallery

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *