Underdogs
FacebookTwitterRSS

Spammers del mundo artístico

13 Flares 13 Flares ×

Estaremos de acuerdo en que no hace falta explicar el significado de la palabra spam y el drama vivido por millones de bandejas de entrada cuando éstas se colman de productos innecesarios o enlaces que conducen a maravillosos mundos de riqueza, sexo y virus informáticos. La cara oscura de nuestra era de la información. Y aunque la publicidad basura sea uno de los mensajes transmitidos por la exposición Spam tu take away, ubicada en la sala barcelonesa KKKB desde el pasado 12 de febrero, vale la pena decir que el auténtico mérito de la muestra es la cohesión lograda entre sus siete protagonistas, siete creadores de inquietudes bien distintas cuyo mayor elemento común es el espacio donde trabajan. Quizá de ahí surja el diálogo entre sus obras y la sensación de que cada pieza es una extensión de otra, una narración consistente en la que las fronteras del estilo y la técnica se diluyen convirtiendo el todo en un territorio abierto a múltiples interpretaciones.

spam-tu-take-away

Y ese terreno se divide a su vez en cuatro secciones, cuatro líneas argumentales que se precipitan a un desenlace. Todas ellas tienen algo de abrupto, de amalgama informativa que obliga al público a discernir, seleccionar e interpretar cada mensaje, como en las piezas que abren la exposición, que piden a nuestra perspicacia que huya del caos que desprende el todo y juegue con los elementos a su alcance. De ahí obtenemos lecturas que evocan desde el arte urbano al pop de Roy Lichtenstein, un anticipo a la sobredosis iconográfica tras esos lienzos.

kkkb spam-tu-take-away

A partir de ahí, el discurso spammer abandona la tormenta plástica y comienza a definirse a través de una (enorme) serie de ilustraciones en pequeñas notas de papel. Es quizá el único punto de la muestra en el que el colectivo se ve amenazado por el individuo al reconocerse trazos y consignas de cada uno de los implicados, pero no, que nadie tema, no es una crítica, sino una necesidad, la obligación de poner orden a muchas ideas antes del gran final. Y en ese antes predomina la contención, representada por unos trabajos sobre madera (cajas y otros contenedores) a medio camino entre lo pictórico y la escultura. Una efectiva forma de introducir la última de sus piezas, un conglomerado de artículos mundanos pintados en blanco y colgando en la sección final de la sala. Son la gran consecuencia de nuestras ansias consumistas, la bola de nieve que ha crecido hasta convertirse en una amenaza o una representación del incombustible planeta capitalismo.

Y aunque el renqueante motor de nuestra sociedad sea un tema fácil y manido, ya se hable en profundidad o se pase de puntillas por él, la forma en la que Alexandre Madureira, Dani Buch, Javier de Cea, Marta Zafra, Nuno Carvalho, Sebastián Boesmi y Werner Thoni nos han vendido esta Spam tu take away responde meritoriamente a la misma naturaleza de la publicidad basura: hostil, excesiva, engañosa y, ante todo, persistente.

Mi consejo: visitar sin firewall hasta el próximo 16 de marzo.

13 Flares Twitter 3 Facebook 10 Google+ 0 LinkedIn 0 Email -- Pin It Share 0 13 Flares ×

Categorías: Arte, Exposiciones

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario

13 Flares Twitter 3 Facebook 10 Google+ 0 LinkedIn 0 Email -- Pin It Share 0 13 Flares ×